Las empresas españolas aprueban en sostenibilidad

Las empresas españolas aprueban en sostenibilidad

Las pymes nacionales lideran en la calificación recibida en ética en el trabajo y en derechos humanos, en el último 'Índice de riesgo y rendimiento de sostenibilidad empresarial', elaborado por EcoVadis.

Las compañías nacionales mejoran desde 2017 en acciones medioambientales, tanto pymes como grandes corporaciones. Según datos de la cuarta edición anual del Índice de riesgo y rendimiento de sostenibilidad empresarial, elaborado por EcoVadis, proveedor de calificaciones medioambientales en empresas, las entidades españolas cuentan con una calificación superior a los 45 puntos, lo que significa que tienen un bajo riesgo social, ético y ecológico, además de reflejar compromiso en cuestiones sostenibles. 

El buen ritmo de las empresas nacionales hace que se acerquen a la puntuación general de la Unión Europea, aunque aún la calificación las sitúa ligeramente por debajo de la media de las entidades del continente. Este sistema de EcoVadis varía en una escala de cero a 100, en aspectos relativos al medio ambiente, condiciones laborales y derechos humanos, ética, y compras sostenibles. Las entidades con puntuaciones superiores a 45 están realizando bien los deberes en los temas mencionados. En España, las pymes han obtenido 50,1 puntos, frente a los 50,9 del resto, y las grandes corporaciones han registrado 50,5 puntos, frente a los 51,9 de la media europea.

Por sectores, las pymes españolas han mejorado su puntuación media en seis de los nueve segmentos evaluados por EcoVadis. Industria avanzada, que engloba, entre otras, siderurgia o el petróleo (+4,27%); Alimentación y Bebidas (+3,95), y la Industria ligera, que engloba aquellas que fabrican bienes de uso y consumo particular (+2,82), han sido las categorías que más han elevado sus resultados en el periodo comprendido entre 2017 y 2019.

Las pymes, líderes en ética de trabajo y derechos humanos

Además, este informe detalla que las pequeñas y medias empresas nacionales se han situado por encima de la media mundial (49,5) en el campo del trabajo y de los derechos humanos, con un resultado de 52,92. No obstante, las compras sostenibles siguen siendo una asignatura pendiente para las entidades, excepto en la categoría de alimentación y bebidas.

Tal y como se refleja en el gráfico, desde 2015, las puntuaciones han aumentado un 9% en todos los sectores, excepto en compras sostenibles. Las compañías se están ocupando de aspectos sociales y laborales dentro de sus propias operaciones, pero descuidan los riesgos que existen entre sus proveedores.

Grietas en la cadena de suministro

Por otra parte, el estudio de EcoVadis también refleja la situación de la cadena de suministro global después de la crisis sanitaria, saliendo a la luz que, en muchos casos, no estaban preparadas o eran vulnerables. En concreto, el 80% de los proveedores carecen de medidas, el 57% no supervisan las condiciones de trabajo y el 44% no están preparados en materia de salud y seguridad.

“Sin un sistema holístico de gestión de la sostenibilidad, las organizaciones continuarán luchando para hacerse resistentes a las interrupciones de la cadena de suministro y no podrán contribuir de manera significativa a los resultados de la sostenibilidad mundial”, ha contado Pierre-François Thaler, co-director general de la empresa calificadora, en un comunicado.

El Índice de EcoVadis, que examina el desempeño de las pymes y grandes empresas en cinco regiones geográficas y nueve sectores (industria ligera, pesada y avanzada, alimentos y bebidas, construcción, venta al por mayor, transporte, tecnología de la información y las comunicaciones (TIC), y finanzas, asesoría jurídica y consultoría), ha evaluado a 40.000 compañías entre 2015 y 2019.