Escada, primera marca de lujo en sumarse al 'fashion renting' en España

Escada, primera marca de lujo en sumarse al ‘fashion renting’ en España

Es la primera firma de lujo que se suma al 'fashion renting' en España, tendencia en alza marcada en el sector de la moda debido a una mayor conciencia con el medio ambiente.

El fashion rentingo alquiler de ropa, es uno de los negocios con mayores de perspectivas de crecimiento mundial ante el auge del recommerce. Se estima que, sólo en Estados Unidos, crezca a un ritmo medio anual de casi el 11%, según Reuters.

En España, la compañía de moda femenina Escada se ha convertido en la primera firma de lujo que se suma al fashion renting. A través de la plataforma española Pislow, la marca va a reducir la huella ambiental de los productos, alargando la vida útil de sus prendas y accesorios.

Por otro lado, el big data que la plataforma ofrece, permitirá que la firma produzca sus prendas de manera mucho más predecible, validando sus colecciones a través de clientes reales y evitando el excedente de producto.

Un consumidor cada vez más concienciado

Con esta decisión, Escada ofrece una primera colección con medio centenar de referencias, valoradas en hasta 1.299 euros, y se incluyen todas las categorías estrella de la firma: vestidos, trajes, pantalones, abrigos y bolsos. De este modo, la marca demuestra su compromiso ante esta nueva forma de consumir moda, respondiendo a las inquietudes de un consumidor cada vez más concienciado.

«Estamos viviendo una transformación en el paradigma de la moda, donde queremos sumarnos a través de este modelo basado en la economía circular que alarga la vida útil de nuestras prendas», explica Santiago Noguera, director general de Escada Iberia. «De esta forma, mantenemos los altos estándares de calidad y, al mismo tiempo, nos acercamos a un público nuevo».

«Este acuerdo con firmas con una fuerza e historia como Escada, demuestra que el renting y la moda de lujo pueden ir de la mano, mejorando así el impacto medioambiental, con una gestión más sostenible y a la vez más rentable», añade Sheila Moya, cofundadora de Pislow.