La publicidad por SMS, más molesta que el email o los anuncios móviles

Los usuarios prefieren ver publicidad en su correo antes que ver publicidad por SMS

Los usuarios prefieren ver publicidad en su correo antes que ver publicidad por SMS

A pesar de su alta tasa de apertura, la publicidad por SMS y las notificaciones automáticas se alzan como los canales de información que menos gustan a los usuarios. A la hora de recibir comunicaciones comerciales prefieren, en cambio, el correo electrónico y los anuncios móviles

Así lo señala el último estudio de la agencia Ogury, ‘The Reality Report’, donde analiza el punto de vista de los consumidores en relación al marketing y la publicidad móvil, tras haber entrevistado a nivel global a más de 287.000 usuarios. El informe destaca, en concreto, que el 82% prefiere recibir mensajes de marketing a través de anuncios móviles o emails. Y tan solo el 18% elige las alertas telefónicas – estas son, los mensajes SMS y las notificaciones móviles-. 

Pero el hecho de preferir las creatividades publicitarias que aparecen en una aplicación o una página web móvil no significa que, en realidad, gusten. Así ocurre con los usuarios españoles. El 75% opina que los mensajes de marketing dirigidos resultan molestos frente al 11% que los considera útiles. Un 14% los ve útiles y molestos. Y un 61% afirma que los mensajes intrusivos e irrelevantes dan una mala opinión de la app o web que los hospeda

A nivel global, los datos apenas varían. Un 77% ve este tipo de publicidad molesta, un 10% útil y un 13%, útil, pero molesta. 

Informar al usuario

Para combatir la incomodidad de los usuarios ante los anuncios móviles, desde la agencia recuerdan a las marcas la necesidad de fijarse en los resultados comerciales a largo plazo y ofrecerles información acerca de cómo utilizan las compañías sus datos

“Si los usuarios ven alguna forma de intrusión, se sentirán molestos independientemente de la relevancia del mensaje que reciban. Marcas y medios tendrían que ofrecer siempre a los consumidores opciones claras y justas”, señala Gonzalo Figares, director general en España de la compañía.

Pone como ejemplo, ‘aceptar recopilar datos anónimos para recibir marketing customizado’, ‘rechazar compartir datos y recibir anuncios relevantes’ o que el usuario pague un precio por hallarse en un entorno en el que no se recojan datos. 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Suscripción boletín

Formulario de suscripción al boletín diario.
  • Email profesional