Taboola y Outbrain ponen fin a su acuerdo de fusión

Ambas compañías retiran el acuerdo de fusión alcanzado el pasado octubre como consecuencia de la pandemia de coronavirus. Se paraliza así la creación de un coloso de la publicidad nativa, que habría estado valorada en más de 2.000 millones de dólares.

Las firmas especializadas en publicidad nativa, Outbrain y Taboola, quienes habían alcanzado un principio de acuerdo de fusión el pasado mes de octubre, han decidido finalmente paralizar la operación. 

Según explican fuentes próximas a la negociación, la fusión se ha detenido como consecuencia de los efectos que la pandemia de coronavirus está causando en el sector de la publicidad digital. La paralización de los presupuestos por parte de los anunciantes en los medios digitales ha ocasionado un efecto llamada en los publishers, quienes han realizado de igual modo ajustes en su partida de costes. 

No obstante, estas mismas fuentes han asegurado a AdExchanger el impacto que ha tenido para los medios los cambios en la política de retribuciones de Taboola, que ha originado la fuga de grandes publishers como Fox News y News Corp y mermado la capacidad de la compañía de obtener nueva financiación. 

En el acuerdo alcanzado el pasado octubre, la compañía que dirige Adam Singolda se comprometía a ofrecer acciones y efectivo por valor de 250 millones de dólares a Outbrain. Pero la incapacidad de Taboola de obtener nueva financiación obligó a la compañía a modificar el acuerdo, dejando a un lado la entrega en efectivo. Y el efectivo, precisamente, “era un factor crítico”, subrayan dichas fuentes. 

Se suma el retraso de las revisiones del acuerdo por parte de las autoridades de Reino Unido e Israel, que se iban a prolongar unos cuantos meses más, a pesar de que en Estados Unidos, el Departamento de Justicia ya había dado su aprobación. En estos países, la falta de competidores significativos aumentaba las preocupaciones de las autoridades, mirando con recelo la presencia de una entidad resultante valorada en más de 2.000 millones de dólares.