La Ley de Marcas necesita el trabajo conjunto del área de Marketing y Legal

De izquierda a derecha: Jorge Camman, Lourdes Velasco, Cristina Sancho, Pablo López, Carmen González y José Sierras Pérez.

De izquierda a derecha: Jorge Camman, Lourdes Velasco, Cristina Sancho, Pablo López, Carmen González y José Sierras Pérez. 

El pasado 14 de enero entraba en vigor la primer parte de la Ley de Marcas en España,  que tiene como objetivo igualar el sistema nacional de registro de patentes con la Directiva de la Unión Europea (2015/2436) para optimizar procedimientos y unificar criterios. Para una correcta implementación, el área de Legal y Marketing tienen que ir de la mano para que la normativa pueda ser aplicada con éxito.

El entendimiento entre el departamento de marketing y legal de una empresa es esencial en este nuevo ecosistema europeo, según las principales conclusiones obtenidas en la jornada de la Asociación de Marketing de España (MKT) y Pons IP para hablar sobre el impacto de la nueva ley de marcas, en la sede de la Fundación Pons (Madrid). En ese sentido, los ponentes han indicado que “es un trabajo conjunto”. Éstos estaban representados por José Sierras Pérez, brand manager de Hannibal Laguna; Jorge Camman, verbal identity and brand engagement director en Interbrand; Lourdes Velasco, jefa del área Examen de Signos Distintitivos Nacionales en OEPM; Pablo López, director general en Foro Marcas Renombradas; Carmen González, directora de marcas en Pons IP; y Cristina Sancho, directora de comunicación, branding y RSC en Wolters Kluwer (moderadora).

Uno de los puntos de la reforma es la desaparición del concepto de “marca notoria” por “marca renombrada”. Este cambio “no solo tiene que ver con el conocimiento de la marca sino también, como dice el Tribunal Europeo, de la intensidad, el uso y la inversión para crear valor”, como ha explicado Pablo López. Para dar fuerza, “tiene que ser clara, precisa, autosuficiente, fácilmente accesible, duradera y objetiva”, ha añadido Lourdes Velasco.

Sonidos y hologramas

¿Y cómo innovar? “En el mundo de las denominaciones todo está prácticamente registrado. Hay que buscar nuevas posibilidades. Lo figurativo puede ser una herramienta muy importante en términos de protección y registro de marcas”, ha explicado Jorge Camman. De hecho, la nueva reforma establece, que una empresa no tiene la obligación de estar representada en soportes gráficos. Sonidos, movimientos y hologramas son perfectamente válidos.

No solo es esencial el registro adecuado, sino que también hay que “defenderla desde el minuto uno para evitar futuros problemas”, ha comunicado la directora de marcas en Pons IP, Carmen González.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Suscripción boletín

Formulario de suscripción al boletín diario.
  • Email profesional