logo la casera mensajera def

Tinto de Verano La Casera ha puesto en marcha La Casera Mensajera, un servicio de mensajería gratuito para enviar a los españoles emigrados a otros países europeos todo aquello que más echan de menos de España. La oficina pop up de La Casera Mensajera ha abierto durante dos días en el centro de Madrid.

Paloma Aguado, marketing manager de La Casera, ha explicado: “Desde hace un tiempo, fueron muchos emigrantes quienes se pusieron en contacto con La Casera a través de sus perfiles en redes sociales, para consultar dónde podían comprar nuestro Tinto de Verano en el extranjero. Por eso decidimos crear La Casera Mensajera, para unir a familia y amigos, y acercar a los españoles que se han tenido que ir fuera todas esas cosas que echan tanto de menos de nuestro país, como puede ser un aperitivo de toda la vida, con su Tinto de Verano, sus aceitunas y sus patatas fritas. En definitiva, queríamos que un trocito de nuestra alegría llegara a esa nueva generación de emigrantes que se ha tenido que ir a trabajar o estudiar”.

La Casera Mensajera ha contado con la colaboración del ilustrador Jorge Lawerta, que ha customizado las cajas para los envíos que han viajado a varios destinos europeos.

La Casera Une

La iniciativa ha formado parte de la campaña realizada por La Despensa para Tinto de Verano La Casera bajo el concepto “La Casera Une”. La campaña está formada por un vídeo (“Los enviados”) en el que Ale, un malagueño en Viena, recibe por sorpresa un trocito de Málaga, con barca de espetos incluida. En solo cuatro días, el vídeo ha tenido más de 350.000 visualizaciones en Youtube.

Al vídeo de Ale seguirán más acciones dentro de esta acción dirigida al colectivo cada vez más numeroso de emigrantes españoles.

Según el último estudio oficial del INE sobre Migraciones, España ha registrado un aumento del 22,7% en su tasa de emigración. Los países que más españoles reciben son Reino Unido, Francia, Alemania, Estados Unidos, Suiza y Bélgica.

Por otra parte, y de acuerdo con los datos manejados por la revista de viajes Traveler, las cosas que más echan de menos los españoles que viven en el extranjero son el jamón, las persianas, los bares cutres, el sol, las tapas, improvisar, las fregonas, las bayetas, la vida en la calle, el tomate frito, no tener que conducir, los horarios, el sentido del humor, el café, el aceite de oliva, el pan, el turrón, las patatas fritas sabor jamón y las pipas.